La iniciativa busca llevar a nivel nacional que la única graduación de alcohol en sangre permitida para conducir sea cero, obtuvo media sanción en Diputados. Ahora deberá ser votada positivamente en el Senado para convertirse en ley.

El proyecto de ley fue votado por amplia mayoría en la Cámara de Diputados.

La Cámara de Diputados le dio media sanción al proyecto de Ley de Alcohol Cero al volante elaborado e impulsado por la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV). Fue durante la sesión especial que la Cámara Baja realizó este jueves por la mañana, donde logró 193 votos a favor, 19 en contra y 4 abstenciones. Ahora el proyecto está listo para ser votado en el Senado, y de repetir el resultado positivo, se convertirá en ley.

La iniciativa del organismo del Ministerio de Transporte propone que sea cero la única graduación permitida de alcohol en sangre para todas las personas que conduzcan cualquier tipo de vehículo con motor, tal como sucede hace varios años con los conductores profesionales. La normativa de alcohol cero para la conducción rige actualmente en 12 provincias y más de 40 ciudades argentinas. Un proyecto similar obtuvo media sanción en el Senado de la provincia de Buenos Aires, el 27 de octubre pasado.

Al respecto, el ministro de transporte Alexis Guerrera afirmó:  «Estamos muy agradecidos con las y los legisladores por la media sanción que la Ley Alcohol Cero tuvo en la Cámara de Diputados. Es una gran muestra de apoyo de quienes representan al pueblo argentino a una ley que viene a salvar vidas, sobre todos entre las personas más jóvenes».

«Ahora estamos a un paso de contar con esta herramienta tan importante para la sociedad, para nosotros y para las asociaciones de víctimas de siniestros viales y la ANSV que trabajaron en conjunto en la redacción del proyecto que logró llegar hasta acá. Estamos convencidos de que, en el Senado, vamos a tener el apoyo y la aprobación final para que el respeto por la vida a la hora de circular sea una prioridad para todos y todas», finalizó el ministro.

La propuesta de la ANSV busca reducir la siniestralidad provocada por conductores que hayan bebido alcohol previo a la conducción, ya que, aun cantidades mínimas, el alcohol aumenta hasta 3 veces la posibilidad de protagonizar un siniestro vial.

Según datos del Observatorio Vial, en 2021 fallecieron en todo el país 3.870 personas en incidentes de tránsito. Del total, el 42% fueron menores de 35 años, y entre las causas, el alcohol fue uno de los factores determinantes al estar presente en, al menos, 1 de cada 4 siniestros viales graves.

El proyecto de Ley de Alcohol Cero al volante fue presentado en el Congreso de la Nación en abril de 2021 y pasó recientemente por las comisiones legislativas de Transportes y de Seguridad Interior, donde obtuvo los respectivos dictámenes favorables que le permitieron su tratamiento en el recinto.